About cesc

This author has not yet filled in any details.
So far cesc has created 2065 blog entries.

11 de diciembre

«El que es paciente, sufre, calla o habla con dulzura, y lo ofrece todo a Dios, a imitación de Jesús, que así sufría a sus discípulos y a las turbas; pero el que no tiene virtud se excusa diciendo que es por no perder el tiempo; y no es así, sino por falta de paciencia, pues que pocas veces ese mismo gasta el tiempo en cosas que en la presencia de Dios valen muchísimo menos que lo que vale el sufrir a nuestro prójimo» (Carta ascética… al presidente de uno de los coros de la Academia de San Miguel. Barcelona 1862, p. 9; editada en EC II, pp. 583-584).

¿EN QUÉ GASTAMOS NUESTRO TIEMPO?

El tiempo hoy en día parece un bien escaso. (más…)

10 de diciembre

«…Lo que más me movía y excitaba era la lectura de la Santa Biblia, a la que siempre he sido muy aficionado» (Aut113).

AFICIÓN A LA PALABRA DE DIOS

Si esa declaración de Claret la valoramos según el uso actual de la biblia en la Iglesia, nos parecerá que su afición a la lectura de la biblia era buena pero no extraordinaria, ya que en nuestros días ha crecido mucho la afición a leer y meditar la biblia. Pero en la Iglesia católica del tiempo de Claret, la biblia no era muy apreciada ni leída con asiduidad ni siquiera por la mayor parte de los sacerdotes y religiosos. Claret tuvo la suerte de que le inculcaran desde muy joven esa afición; (más…)

9 de diciembre

«[A un hijo del Inmaculado Corazón de María] Nada le arredra; se goza en las privaciones; aborda los trabajos; abraza los sacrificios; se complace en las calumnias y se alegra en los tormentos…» (Aut 494).

FORTALEZA DEL MISIONERO

Parece que Claret nos dibuja un perfil del misionero o del «hijo del Inmaculado Corazón de María» muy poco atractivo, al menos para la sensibilidad actual. Pareciera que ha de estar continuamente haciendo frente a situaciones negativas, que suponen mucho esfuerzo, privación, trabajo, sacrificio, calumnias, tormentos… Y, por si fuera poco, Claret quiere que todo eso se aborde con alegría. ¿No suena a masoquismo? (más…)

8 de diciembre (La Inmaculada Concepción)

«Debes saber, amigo mío, que María Santísima es obra de Dios y es la más perfecta que ha salido de sus manos, después de la Humanidad de Jesucristo. En Ella brillan de un modo muy particular la Omnipotencia, la Sabiduría y la Bondad del mismo Dios. Es propio de Dios dar la gracia a cada criatura según el fin a que la destina, y como Dios destinó a María para ser Madre, Hija y Esposa del mismo Dios y Madre del hombre, de aquí se infiere ¡qué Corazón le daría y con qué gracias la adornaría!» (Carta a un devoto del Corazón de María, en EC II, p. 1.498).

MARÍA, OBRA MARAVILLOSA DE DIOS

Puede haber cualidades que no afloran sin una especial irrupción de la gracia. (más…)

7 de diciembre

«La Santísima Virgen María se valió del borrico cuando fue a Belén para alumbrar a su hijo Jesús, y cuando se fue a Egipto, para librarle de Herodes. Yo también me ofrezco a María Santísima para llevar con gusto y alegría su devoción y predicarla en sus excelencias, en sus gozos y en sus dolores, y, además, meditaré día y noche en esos santos y adorables misterios» (Aut 668,3).

PREDICAR LAS GLORIAS DE MARÍA

Claret se ofrece a María para ser instrumento de su devoción, expresando su deseo de entrega a esa causa con extremada modestia, puesto que alude a la figura del borrico, animal supuestamente sumiso y servicial… (más…)

6 de diciembre

«El [propósito] que más me ha costado ha sido el de la mansedumbre, por la multitud de gentes que venían a hablar para cosas de Palacio o destinos del Gobierno. Pues que por más razones que les daba no se querían convencer, y esto me daba mucha tortura» (Aut 792).

PACIENCIA FRENTE A IMPERTINENCIA

Claret se refiere en este texto a un caso concreto que ponía a prueba su virtud durante el tiempo que permaneció como confesor y persona de confianza de la reina. Seguramente que el de Claret no es nuestro caso… Pero sabemos que en una sociedad como la actual en la que con alguna frecuencia se prospera gracias a las influencias y el padrinazgo político, la corrupción es un cáncer de mal augurio. (más…)

5 de diciembre

«[La persona que comulga] será como un árbol plantado cerca la corriente de las aguas, que dará el fruto a su tiempo. Podrá decir con el Apóstol: “Vivo, pero no yo, sino que vive en mí Cristo”. A la manera que el árbol injertado, que, si pudiese hablar, nos diría: «Vivo yo, porque en el tronco soy lo que antes; pero ya no soy yo, sino que en mí vive el injerto, la púa que se me ha puesto, y ésta vive en mí, y el fruto que doy no es según el árbol viejo, sino según el nuevo”» (Carta ascética… al presidente de uno de los coros de la Academia de San Miguel. Barcelona 1862, p. 34; editada en EC II, p. 597).

POR LA EUCARISTÍA, CRISTO VIVE EN NOSOTROS

(más…)

4 de diciembre

«Otro de los motivos que me impelen en predicar y confesar es el deseo que tengo de hacer felices a mis prójimos» (Aut 213).

HACER FELICES A LOS DEMÁS

Muchas personas dicen: «Yo lo que más deseo y busco en esta vida es… ser feliz». Y lo afirman tratando de impregnar de autenticidad sus palabras, convencidos de que su pretensión apunta al más noble de los fines imaginables.

Claret nunca perteneció a ese grupo de personas que aspiran solamente a ser felices. Entendió que esa era una pretensión muy seductora pero equivocada e inalcanzable si se busca a través de falsos atajos. (más…)

Escritos Marianos de Claret digitalizados

Continuando con nuestro trabajo de digitalización, este mes de diciembre os ofrecemos un nuevo libro de gran importancia para el conocimiento de la figura de Claret:

SAN ANTONIO MARIA CLARET ESCRITOS MARIANOS

Edición preparada por Jesús BERMEJO, CMF

Estudio preliminar por José María VIÑAS, CMF

Presentación de Gustavo ALONSO, CMF, Superior General 

PUBLICACIONES CLARETIANAS MADRID,  1989

En la introducción se nos dice: (más…)

3 de diciembre

«Arda en tu corazón el celo de la salvación de las almas, que será fruto y argumento del amor de Dios en la tuya» (Avisos a un sacerdote, en EE p. 243).

CELO APOSTÓLICO

«Donde está tu tesoro allí estará tu corazón» (Mt 6,21). Esta frase recoge el motivo, la intencionalidad de nuestro ser y hacer en la vida. El corazón es signo de amor. Por amor nos atrevemos a arriesgar hasta la propia vida por lo que queremos vivir y hacer. La pasión –el amor o el «celo»– nace del corazón. Lo que nos apasiona nos impulsa a gastar las fuerzas de la vida.

En la predicación pública de Jesús y en su enseñanza más cercana a sus seguidores (cf. Jn 13-16), el amor al prójimo es el tema recurrente. (más…)